Como mantener la Residencia Condicional por Matrimonio tras el Divorcio (EE.UU)

En este artículo discutiremos una pregunta muy común de inmigración en Estados Unidos: “Tengo mi residencia condicional de dos años por matrimonio, pero ya no estoy con mi esposo. ¿Puedo mantener mi residencia por mi cuenta?”

La respuesta a esta pregunta implica entender el proceso de solicitud de la residencia condicional de dos años, cómo se ve afectada por cambios en el estado civil y qué opciones tienes disponibles si te encuentras en esta situación. A lo largo de este artículo, proporcionaré la información necesaria para aclarar tus dudas y ayudarte a tomar las decisiones adecuadas para mantener tu estatus migratorio en los Estados Unidos.

Residencia condicional de dos años por matrimonio:

La residencia condicional de dos años es un estatus otorgado a los cónyuges extranjeros que se casan con ciudadanos estadounidenses y solicitan la residencia permanente. Esta residencia se otorga inicialmente por un período de dos años.

Durante esos dos años, el cónyuge extranjero debe demostrar que el matrimonio es válido y legítimo, y que no se trata de un matrimonio fraudulento únicamente para obtener beneficios migratorios. Al finalizar los dos años, el inmigrante debe presentar una solicitud para remover las condiciones de su residencia y obtener la residencia permanente.

Cambios en el estado civil y sus implicaciones:

Si durante los dos años de residencia condicional te separas o divorcias de tu cónyuge estadounidense, esto puede complicar el proceso de mantenimiento de tu estatus migratorio. La residencia condicional se otorga basada en un matrimonio válido y legítimo, por lo que el divorcio puede poner en duda la autenticidad de tu matrimonio.

Sin embargo, existen excepciones y opciones disponibles para aquellos que se enfrentan a una separación o divorcio durante este período. A continuación, se presentan algunas alternativas a considerar:

1. Divorcio después de presentar la solicitud para remover las condiciones:

Si ya presentaste la solicitud para remover las condiciones de tu residencia y luego te divorcias, aún puedes seguir adelante con el proceso. Tendrás la oportunidad de demostrar que tu matrimonio fue legítimo y que se ha disuelto de manera involuntaria. Será necesario presentar pruebas documentales que demuestren la autenticidad de tu matrimonio y la razón de la separación o divorcio.

2. Divorcio previo a la presentación de la solicitud para remover las condiciones:

Si te separas o divorcias antes de presentar la solicitud para remover las condiciones, las cosas se complican un poco más. En este caso, deberás presentar una solicitud de exención basada en el divorcio para continuar con el proceso. Esta solicitud requerirá evidencia sólida de que el matrimonio fue genuino en su momento y que el divorcio ocurrió debido a circunstancias más allá de tu control.

3. Abuso o maltrato:

Si estás sufriendo violencia doméstica o abuso por parte de tu cónyuge ciudadano estadounidense, puedes solicitar la exención basada en el abuso. Esta opción te permitirá remover las condiciones de tu residencia sin la necesidad de la firma o el apoyo de tu cónyuge abusador. Sin embargo, debes presentar pruebas sólidas de abuso o maltrato para respaldar tu solicitud.

Es importante tener en cuenta que cada caso es único y debe ser evaluado individualmente. Es altamente recomendable buscar la asesoría de un abogado de inmigración con experiencia en casos de residencia condicional y divorcio. Su experiencia y conocimientos te ayudarán a navegar por este proceso con éxito y maximizar tus posibilidades de mantener tu estatus migratorio en los Estados Unidos.

¿Dónde puedo obtener más información?

Para colaborar en tu búsqueda de ayuda, aquí te dejamos algunas fuentes confiables donde se puede obtener más información sobre cómo mantener la residencia condicional tras un divorcio:

Si tienes una residencia condicional de dos años por matrimonio y te encuentras en medio de un divorcio o separación de tu cónyuge estadounidense, todavía hay opciones disponibles para mantener tu estatus migratorio. Ya sea que hayas presentado la solicitud para remover las condiciones o no, existen caminos legales para demostrar la autenticidad de tu matrimonio o las circunstancias que llevaron al divorcio.

Recuerda buscar la asesoría de un abogado de inmigración especializado en este tipo de casos. Ellos podrán brindarte la orientación adecuada, revisar tu situación y recomendarte la mejor estrategia para asegurar el éxito en tu proceso de inmigración.

Deja un comentario